El percance en el "Kotel Igualitario" genera preocupación y obliga a un cambio de postura

Todos escucharon y leyeron acerca de la innoble actitud de los partidos ultraortodoxos (jamás confundirlos con la ortodoxia moderna y sionista) y del despacho de Bibi Netanyahu. 

Desentenderse, sin ningún motivo mínimamente relevante, de un acuerdo firmado, tirar a la basura la palabra comprometida no es una actitud aceptable. El mundo judío se horroriza con la falta de carácter de los representantes políticos de gente supuestamente "religiosa" que no logra mantener en pie una promesa firmada formalmente y, de esta forma, escupen sobre toneladas de recomendaciones éticas de nuestros venerados antepasados. 

La bofetada en la cara dada por el gobierno de Netanyahu y la ultra-ortodoxia no se limita a los judíos liberales de la diáspora, como gran parte de los noticieros sugirieron. 

El golpe de Bibi y de los Jaredim alcanza también a los judíos liberales de Israel. Hoy son cerca del 8% de la población judía del país (número en crecimiento). No es una mayoría, pero al mismo tiempo no es un porcentaje que debe tener cercenada su libertad religiosa. 

Después de todo, la dignidad y la libertad son para todos, independientemente de su representación demográfica. El evento del mes pasado nos obliga a apoyar con mucho más ahínco a las instituciones del judaísmo liberal en Israel. El IMPJ (Movimiento Reformista de Israel); El IRAC (Centro de Acción Religiosa de Israel); Arzenu (Partido Sionista Reformista) y las Mujeres del Muro. Todos ellos necesitan nuestro apoyo moral y financiero. 

Debemos tener esto en mente cada vez que contribuimos con proyectos en Israel. Todos los proyectos en Israel son importantes, pero el apoyo a las instituciones liberales (que son muchas, son efectivas y que incluyen a las iniciativas del Movimiento Conservador) tiene un valor estratégico superior para todos los comprometidos con la libertad, la democracia y, desgraciadamente, con la sanidad y la chatura de la política en Israel. 

Fuente: WUPJ

Las opiniones vertidas en este Portal son responsabilidad de quien las emite.
 Comparta este articulo con sus contactos:
 
Home